Ajedrez con Maestros

archivos de MorgadoHistoriaTorneos

Los prolegómenos del Torneo de las Naciones en 1938 (Parte 1)

Buenos Aires 1938

Archivos de Morgado

Juan Sebastian Morgado
Autor del artículo Juan Sebastian Morgado

La presente nota es un fragmento de la Enciclopedia cronológica del ajedrez argentino 1800-1960, inédita

Habiéndose aprobado en el Congreso de la FIDE de Estocolmo 1937 la realización del siguiente Torneo de las Naciones en Buenos Aires para 1939, el año 1938 resultó de febril actividad para la FADA, especialmente a través de su presidente, Augusto De Muro.

Los diferentes medios de comunicación de la época (diarios, revistas, radios) funcionaban como las redes sociales actuales, interactuando con los lectores de diversas maneras. El ajedrez estaba presente en los concursos públicos de solucionistas, en las cartas de lectores, en las convocatorias a conferencias y simultáneas.

Roberto Grau había tomado a su cargo la difusión del acontecimiento a través de su columnas en el diario La Nación y en la revista Leoplán. ¡Se hacía tiempo también para atender pedidos populares!:

Grau y su beneficencia al Hospital Tornú

Respuesta al señor A. M., del Hospital Tornú

No sé dónde alquilan juegos de ajedrez. Traten de lograr dos más, y haremos allí dos exhibiciones de 10 partidas cada una. Una vez que están preparados, propónganme dos o tres fechas, que yo les diré cuál acepto para ir a visitarlos. [Nota de Roberto Grau a A. M., Leoplán, 16 de febrero de 1938]

El ajedrez en los parques

La Municipalidad de Buenos Aires desarrolla en los parques de recreación una sólida actividad ajedrecística. Desde hace años se fomenta la práctica del difícil juego entre grupos seleccionados de alumnos, y varios son los nombres que han surgido al primer plano de nuestro ajedrez desde aquella fragua de jugadores. [Roberto Grau, Leoplán, 20 de julio de 1938]

Concurso de solucionistas

▓ Un equipo argentino de solucionistas ha ganado un importante torneo en un concurso organizado en Brasil por la Federación Brasileña de Ajedrez a través de su revista oficial Xadrez Brasileiro, bajo la organización de Francisco Vieira Agarez. Los cuatro argentinos compartieron el primer lugar con 250 puntos, el máximo que podía alcanzarse: Arnoldo Boccalandro, Gastón Pedro Dubox –periodista de ajedrez de Caras y Caretas– Fernando Lombardi y Braulio M. Pereyra. [Caras y Caretas nº 2087 del 17 de diciembre de 1938]

Lo primero que los dirigentes de la FADA se aseguraron fue el subsidio del gobierno, fundamental para dar impulso a las diferentes tareas preliminares de organización: reserva de hoteles, pasajes, acondicionamiento de un teatro, logística y otras. Como se debe, acudieron al Congreso, que lo aprobó mediante la sanción de una ley.

El Congreso ha convertido en ley el presupuesto argentino, y en él está incluida una partida de $ 150.000 para la FADA, con el propósito de facilitar la realización del gran torneo mundial por la Copa Hamilton Russell. Ha triunfado, pues, plenamente en sus gestiones don Augusto De Muro, presidente de la FADA, y junto a su nombre deben perdurar en el recuerdo de los ajedrecistas el del general Agustín P. Justo, presidente de la República, que puso toda su valiosa influencia para que el pedido prosperara, y el de los diputados nacionales Roberto J. Noble, Emilio Ravignani, Numa Soto, Eduardo Brochou, y todos aquellos que en sus distintas esferas cooperaron para que este proyecto, acariciado como una utopía, tuviera forma real.

Y para nosotros, los que en Estocolmo comprometimos nuestro nombre anunciando que el torneo se realizaría, así como para el cónsul en aquella ciudad, el dinámico Humberto Bidone, esta seguridad de no haber hecho invitaciones en vano, es el premio mayor a nuestra actividad en este asunto, que desde ahora nos absorberá íntegramente todo nuestro tiempo. Lo que es necesario es que todas las federaciones de Sudamérica y Centroamérica de dirijan a la FADA, Cangallo 860, Buenos Aires, solicitándole informes sobre este torneo, al que todos deben concurrir. El pago de los gastos de viaje a todos los equipos es un esfuerzo que ha de facilitar el envío de los jugadores. Ahora sí que cabe repetir sin temores la frase que al terminar el torneo de Estocolmo pronunciamos al despedirnos: ¡Hasta abril de 1939, en la ciudad de Buenos Aires! ¡La gran ciudad de Sudamérica! [Roberto Grau, Leoplán, 16 de febrero de 1938]

¡Optimismo contagioso! ¡No se imaginaban los dirigentes las penurias que pasarían para conseguir el pago de la suma aprobada por ley!

El sueño de Grau

El ajedrez nacional tiene desde ahora una gran deuda de gratitud. Los hombres del gobierno argentino han comprendido la importancia del TN que debe realizarse en Buenos Aires en 1939. Han comprendido que nunca el país podría obtener una propaganda más feliz que la que este certamen involucra, pues delegaciones de más de 25 países visitarán nuestro suelo, y llevarán en su retina la impresión de nuestro progreso y de nuestro empuje.

Yo sé de qué manera se nos ignora, pues en todas partes he sido objeto de preguntas absurdas, algunas tendientes a saber si en Buenos Aires había luz eléctrica y automóviles, y otras para averiguar cuántos miles de hombres de raza blanca teníamos. Por eso sé cuánto necesita nuestro país que la propaganda se intensifique, y que los europeos de todas las razas que viven encastillados en sus países, sepan, de una vez por todas, lo que es Sudamérica, y especialmente lo que es la República Argentina, como riqueza, como raza, como historia y como libertad. [Roberto Grau, Leoplán, 2 de febrero de 1938]

El general Justo y el TN

▓ En febrero el general Justo, presidente de la República, prometió interesarse en el magno proyecto de organizar el TN en 1939, que ya es el comentario de toda la afición mundial, y ésta es la hora en que las Cámaras (de Diputados y Senadores) han votado $ 150.000 para sufragar los gastos que demande el envío de delegaciones. Ciento cincuenta mil pesos, o sea cerca de 1.350.000 francos, que se transformarán en una enorme propaganda para nuestro país en el exterior. [El Ajedrez Americano 2ª época nº 33, pág. 33]

Un mes antes de iniciarse el año próximo el TN, debe estar en Buenos Aires el doctor Alekhine. Realizará una serie de actividades que ha de preparar la FADA con vistas exclusivas a mejorar el estándar de juego de nuestros principales ajedrecistas, y más tarde capitaneará el team de Francia que intervendrá en el torneo. [Roberto Grau, Leoplán, 13 de abril de 1939]

El Torneo Mayor genera expectativas

En tanto, la actividad local continuaba, agigantada por la expectativa producida por el anuncio del magno certamen mundial por equipos. El Torneo Mayor tenía el incentivo de premiar a varios jugadores con lugares en el equipo olímpico, que se concentraría en un hotel bajo la dirección de Alekhine. 

Grau estaba atiborrado de tareas, y en un primer momento desistió de jugar. Sin embargo, no pudo con su genio y se inscribió en un certamen que resultó multitudinario: ¡22 participantes!

Una vez más el ajedrez argentino está dispuesto a movilizar sus mejores elementos para destacar los integrantes de su equipo internacional, y para determinar quién debe disputarle a Guimard el título de campeón argentino 1938. El torneo que ahora se inicia tiene una importancia fundamental, ya que incorpora nuevos elementos al primer plano, y ha de establecer cuáles son los diez primeros del rankind (Sic) que comenzarán su adiestramiento para el Torneo de las Naciones. Pocas veces se ha visto el ajedrez nacional en un momento tan grave. Razones distintas impiden que los cinco jugadores que actualmente encabezan la clasificación internacional puedan actuar en la competencia: Guimard, por su situación de campeón, no tiene necesidad de hacerlo [N. del A.: finalmente Guimard fue de la partida. Si ganaba el certamen, no jugaría el match por el título], Piazzini está en Europa de viaje de bodas, Bolbochán está suspendido por un año por la FADA, Pleci reencuentra en el interior del país, llevado por sus tareas, y quien esto escribe está entregado con todas sus energías a la organización del TN, y no dispone del tiempo necesario para jugar con la debida tranquilidad una prueba tan difícil.[Roberto Grau, Leoplán, 14 de setiembre de 1938]

▓ Una vez más el ajedrez argentino está conmovido por la disputa de su torneo máximo. Razones diversas han impedido que en la prueba actuaran Pleci, (Jacobo) Bolbochán, Piazzini, Schvartzman, Vinuesa, Lynch y quien esto escribe, por citar solamente a los que, por razones de su larga campaña, gozan de antecedentes más valiosos en la historia de nuestro ajedrez. [Roberto Grau, Leoplán, 28 de setiembre de 1938. Es curioso que Grau esté indicando que no participa en el certamen, que comenzó antes de la aparición de esta nota. La explicación sería que ella fue escrita antes del comienzo, en momentos en que Grau estaba indeciso]

Comienzo del Torneo Mayor de 1938. La Nación, 14 de setiembre de 1938
Comienzo del Torneo Mayor de 1938. La Nación, 14 de setiembre de 1938

1ª rueda, Club Español, 13 de setiembre

A las 20.30 se inició anoche en el salón árabe del Club Español, la primera rueda del Torneo Mayor, que ha reunido a la casi totalidad de los ajedrecistas locales más destacados. El torneo, que servirá para decidir a cual de ellos le corresponderá el honor de disputar el título de campeón a Carlos Guimard, contará como atractivos principales el que surge de la propia actuación del campeón, que decidió intervenir en la competencia, y por el hecho de que la clasificación final habrá de servir para integrar el team local que el año próximo intervendrá en el Torneo de las Naciones. A las 23 se realizó un homenaje a la memoria del doctor Fermín Calzada, ex presidente del Club Español fallecido el sábado pasado. [Roberto Grau, La Nación, miércoles 14 de setiembre de 1938]

Técnicamente valiosa fue la primera rueda: Grau ganó anoche a Puiggrós, y Maderna empató con Molina. Abundaron las partidas con planteos instructivos, y en dos tableros fueron ensayadas variantes teóricas nuevas en nuestro medio, que imprimieron singular interés a la jornada. De ellas, la más valiosa fue el ensayo de una refutación contra la Variante Richter sugerida por Grau hace algún tiempo en El Ajedrez Americano y que por primera vez se practica en un torneo local. Passero la conocía, y por medio de ella logró ganar rápidamente la partida con Pilnik. La rueda se caracterizó por la abundancia de partidas comenzadas con el PR: seis. Esta línea de juego está recobrando un nuevo auge en todas partes, quizá por el hastío que surge de la rutina con que se tratan las aperturas de PD. El triunfo de Villegas sobre Cámara se produjo luego de una partida correcta en el planteo, en la que Cámara debilitó sus peones del ala de la dama. Las blancas explotaron esto y provocaron un final que ganó en buen estilo el veterano maestro. Benko 1:0 Corte se inició con el PR, Defensa Siciliana. Los años pasan para el campeón de Paraná, pero lo que no se modifica es su hábito a pensar exageradamente. Una vez más el reloj fue su principal adversario, hasta el punto de que perdió por tiempo cuando le faltaban aún cinco jugadas para llegar al control de las cuarenta. Falcón 0:1 Palau, PR Ruy López, adoptando el segundo la Defensa Clásica. Palau ganó un peón, y cuando sus perspectivas eran mayores, jugó mal, lo que permitió a Falcón recuperar el material y quedar en una posición de tablas. Pero en esas circunstancias, perdió una pieza y la partida en la jugada 42ª. Bolbochán ½:½ Bensadón libraron una lucha intensa, que más tarde se diluyó en un empate. En Carballo ½:½ Lalich, el primero obtuvo un planteo favorable, pero juego no jugó con la debida energía y al ajedrecista bahiense igualó la lucha.

Iliesco 0:1 Guimard, PD Defensa Ortodoxa, no se definió en el primer control, y continuada ayer, las negras obtuvieron la victoria en la jugada 65ª. En Puiggrós 0:1 Grau, el primero jugó en forma deficiente el planteo, perdiendo un peón en la jugada 8ª. Se suspendió en un final con peón de ventaja para Grau, que terminó anoche con su triunfo. Ojeda 1:0 Fenoglio, PR Defensa Caro-Kann, fue conducida enérgicamente por el primero. En Maderna ½:½ Molina, Apertura Inglesa, el primero dominó ampliamente, ganando dos peones a cambio de quedar con una torre mal ubicada. Después de la suspensión, Molina condujo muy bien el juego y acordaron el empate. [Roberto Grau, La Nación, jueves 15 de setiembre de 1938]

2ª rueda, 15 de setiembre, Club Español

Menos encuentros de sensación pero igualmente una serie de partidas lucidas, se produjeron en esta rueda. Los resultados han favorecido a Guimard y Grau, que ganaron sus partidas y encabezan la tabla de posiciones. Como de costumbre, el Salón Árabe estaba ocupado por una crecida cantidad de personas, que se agolparon preferentemente en los tableros en que competían Guimard – Pilnik y Villegas – Fenoglio, para volcarse al final de la sesión en el que actuaba Corte frente a Bolbochán, donde presenciaron uno de los finales angustiosos a los que nos tiene acostumbrados el ajedrecista entrerriano. Cámara 1:0 Carballo fue una partida correcta, definida en favor del primero al quedar Carballo apremiado por el tiempo, en la jugada 28ª. Falcón 1:0 Gerschman fue ganada por ataque, luego de un correcto sacrificio de calidad, en la movida 32ª. En Guimard 1:0 Pilnik el primero jugó con energía, en tanto Pilnik no estuvo feliz. Perdió un peón, y en la jugada 42ª Guimard remató el juego imponiendo la acción de dos fuertes peones en sexta línea.

Palau 0:1 Puiggrós se definió rápidamente luego de un error grave, aunque Puiggrós recién pudo obligar al abandono en la jugada 36ª. Grau 1:0 Ojeda, Apertura Catalana, fue una partida complicada, que se definió por una posición zugzwang en la jugada 41ª. Lalich ½:½ Iliaco, en una partida sin alternativas ni complicaciones mayores. En Fenoglio 1:0 Villegas, Zukertort Reti, se produjo una posición enmarañada, que fue inclinándose a favor de Villegas, suspendiéndose en ese estado de cosas. Al reanudarse, Villegas cometió un error y perdió. Passero ½:½ Benko fue una partida poco acorde con la técnica, PD Blumenfeld. Al suspenderse las posibilidades eran equivalentes, por lo que luego se declaró tablas. Bensadón 1:0 Maderna, PD Defensa Lásker con enroque largo por parte del primero. Hubo ataque y contraataque, y el campeón platense obtuvo posición favorable. Pero exageró y perdió dos peones, suspendiéndose en un final de torres, al que finalmente no se presentó.

Corte 0:1 Bolbochán, PR Defensa Siciliana, tuvo grandes alternativas. Las acciones favorecieron a Corte, pero, apurado por el tiempo, no jugó lo mejor y perdió dos peones. Cuando la victoria de Bolbochán parecía sencilla, se equivocó y se produjo una posición de posible ahogado. No acertó Corte, y Bolbochán finalmente se adjudicó el punto. Molina ½:½ Nogués fue una partida de dura lucha, que finalizó empatada luego de larga lucha, en la jugada 74ª. [Roberto Grau, La Nación, sábado 17 de setiembre de 1938]

Palau vs Puiggrós en el Torneo Mayor 1938. Foto AGN
Palau vs Puiggrós en el Torneo Mayor 1938. Foto AGN

3ª rueda, 17 de setiembre, Club Español

El fixture indicaba como partidas de mayor atracción Guimard – Benko y Grau – Villegas, por el hecho de actuar en ellas los punteros de la competencia. Pero en realidad, el cotejo que dio margen a alternativas más lucidas fue Nogués – Bensadón, Catalana, por la energía y claro concepto con que remató su victoria el excelente ajedrecista catamarqueño. Fue la victoria más netamente lograda. El público, que ocupaba en alto número el local de juego, tuvo así oportunidad para distraerse plenamente durante las cinco horas de lucha por las incidencias de cada una de las once partidas que se realizaron. Puiggrós 1:0 Falcón, PR Defensa Siciliana, se definió por un er1ror del segundo en el planteo. Quedaron débiles las casillas negras de Falcón, y Puiggrós entró con un caballo a la casilla 6D, adjudicándose el juego en la jugada 38ª. Molina 0:1 Gerschman, PR, Defensa Francesa. Sorprendió el primero al plantear esta apertura, ya que habitualmente juega el PD. Gerschman desbarató un ataque prematuro, y ganó en la movida 29ª.

No sin antes darle un susto a sus parciales, ganó César Corte su partida con Maderna. La lucha se mantuvo equilibrada hasta que el apremio de tiempo comenzó a gravitar. En esas circunstancias fue Maderna quien más nervioso actuó, y cometió un error que permitió a Corte ganar una torre y rematar la partida con felicidad, a pesar de disponer de apenas pocos segundos para sus últimas movidas. Benko ofreció gran resistencia a Guimard, Defensa Francesa con la variante del cambio. Se simplificó sobremanera, y aunque Benko tiene un peón doblado, no es fácil saber cómo hará Guimard para ganar, a no mediar un error serio. Grau volvió a ganar, y con este triunfo se coloca primero en el cuadro de posiciones. Villegas efectuó una larga maniobra con su CD, que no dio los resultados esperados. Grau ganó dos peones, y Villegas abandonó en la jugada 28ª.

Ojeda y Palau empataron, luego de una partida correcta en la que se produjeron numerosos cambios de piezas. Palau no aceptó las tablas propuestas, pero luego se produjo el empate en la jugada 29ª. En Pilnik 0:1 Lalich, éste desbarató el ataque de su rival, quien se vio obligado a efectuar sacrificios heroicos que solamente sirvieron para acelerar su derrota. Iliesco – Cámara y Fenoglio – Carballo suspendieron. [Roberto Grau, La Nación, lunes 19 de setiembre de 1938]

4ª rueda, 20 de setiembre, Club Español

Los resultados de esta rueda han vuelto a colocar, empatados en el primer puesto, a Guimard y Grau, ya que el primero venció en enérgica forma a Bolbochán, y el segundo sólo consiguió empatar su partido con Carballo. La rueda que nos ocupa dio margen a que se plantearan varias partidas con el PD. Puiggrós, con negras, venció a Gerschman, PD Defensa Ortodoxa, a quien copó una pieza, abandonando en la movida 33ª. Bien jugó Passero ante Maderna, PD Defensa Eslava similar a algunas de las ensayadas en el match Alekhine – Euwe. Pero al final cometió un error, perdiendo una pieza y abandonando en la jugada 42ª.

No remató Guimard su partida por un ataque, pero fue en mérito a la intensidad del mismo que logró una posición de dominio y aseguró su triunfo, abandonando Bolbochán en la jugada 45ª. Lalich volvió a triunfar, imponiéndose en buena forma a Benko en la jugada 45ª. El veterano maestro Villegas se impuso a Palau, luego que éste desacertara el plan general y perdiera dos peones; se definió en la movida 56ª. Muy bien se defendió Carballo frente a Grau, PD Defensa Grünfeld. Tuvo algunas oportunidades el blanco, que no explotó bien, para llegarse a un final de piezas menores que terminó empatado en la jugada 38ª. Muy bien condujo su partida el campeón rosarino Luciano Cámara, contra Pilnik, PD India del Oeste. Al suspenderse tenía ventaja.

Fenoglio – Iliesco fue muy enmarañada, PD India del Este. Se llegó a un final de torre, alfil y peones, que parecía terminaría en tablas, pero Iliesco impuso un peón en séptima línea luego de reanudarse. Bensadón jugó una variante agresiva contra la Siciliana: el ataque a la bayoneta. Molina se defendió bien, y se suspendió con un peón de ventaja para él, pese a lo cual, en la reanudación se impuso Bensadón. Falcón venció a Ojeda, luego que éste jugara mal el planteo, quedando con piezas trabadas en el flanco dama. Nogués venció a Corte, luego que éste quedara mejor; el apuro de tiempo hizo el resto, en un final. [Roberto Grau, La Nación, jueves 22 de setiembre de 1938]

5ª rueda, Club Español, 22 de setiembre

Al vencer a Maderna, Guimard pasó al primer puesto, ya que luego del empate de Grau con Iliesco, pudo obtener medio punto de ventaja. Nogués también quedó cerca de Guimard, y será de especial interés la partida que ambos disputarán esta noche. Esta rueda ofreció una serie de partidas lucidas, y en varias se destacaron maniobras atrevidas en el planteo y medio juego. Se jugaron siete PD y cuatro PR. En varias partidas el apremio de tiempo jugó malas pasadas a varios competidores, demostrando que abundan en nuestro medio los ajedrecistas que no saben hacer un uso razonable del reloj. Bien jugó Bolbochán frente a Lalich, quien en el medio juego planteó un ataque falso sobre el enroque, perdiendo un peón que el ajedrecista porteño no tuvo inconvenientes en imponer.

Guimard venció a Maderna enérgicamente, PD Defensa Tarrasch. Maderna pensó mucho en el planteo y luego debió jugar rápidamente, lo que aceleró su derrota. Cámara ganó cómodamente a Benko, en la jugada 34ª, luego de superar el planteo deficiente de este. Villegas empató con Falcón, luego de una simplificación, en la jugada 24ª. Quizá una de las partidas que alcanzó más tensión fue Iliesco – Grau; este ganó un peón y tuvo así las mejores perspectivas. Luego buscó la victoria con energía, devolvió el peón, para producirse una gran complicación que Iliesco eludió hábilmente. Se llegó así a un final de dos torres contra la dama imposible de forzar, por lo que se acordó el empate. Palau cometió un grave error que le costó una pieza sin compensaciones. Carballo se impuso poco después de reanudarse el juego.

Su cuarta victoria consecutiva consiguió Puiggrós –negras– al derrotar a Ojeda, Defensa Balogh, luego que este cometiera un serio error en el apuro de tiempo. En realidad jugó bien Pilnik ante Fenoglio y logró una partida cómoda con las blancas, contra una Defensa Caro-Kann. Pero más tarde jugó deficientemente el final, y destruyó su paciente labor. Anoche prosiguió el cotejo, que definió a su favor Fenoglio. Bien está jugando Nogués Acuña, que logró sacar ventaja sutil en el planteo frente a Passero, para ampliarla bien y llegar a un final de peones que el representante de Santa Fe abandonó sin proseguirlo. Después de un largo final Bensadón logró batir a Gerschman, imponiendo dos peones de ventaja. Como de costumbre, Corte planteó una partida con suma lentitud, y más tarde debió jugar con gran rapidez. Salió bien del paso, y finalmente se impuso a Molina. [Roberto Grau, La Nación, sábado 24 de setiembre de 1938]

6ª rueda, Club Español, 24 de setiembre

La victoria del campeón argentino Carlos Guimard sobre el campeón del Círculo Alejandro Nogués Acuña fue la nota central de esta rueda. Se definieron cinco partidas y se suspendieron seis. Una lucida victoria por ataque logró Falcón sobre Carballo, Catalana, en la jugada 32ª. Palau e Iliesco empataron rápidamente en la movida 23ª, PD India del Oeste, luego de una gran simplificación. Buena resistencia le opuso Benko a Fenoglio, pero cuando parecía que un empate premiaría su esfuerzo, jugó desacertadamente y su adversario consiguió ganarle un buen final. Correcta fue Ojeda – Gerschman, PD India del Este, que sin reanudarse fue declarada tablas. Guimard ganó en notable forma a Nogués Acuña, PD Defensa Marienbad, en la jugada 41ª. Evidentemente el campeón argentino se encuentra en un momento notable de su campaña.

Passero realizó una bonita combinación en base a una entrega de dama frente a Molina, PD Defensa Semieslava. Las negras se defendieron con exactitud y consiguieron llegar a un final de alfiles de distinto color, pero en el final no jugaron lo mejor y Passero se impuso. Corte fue otra vez víctima del reloj por su falta de voluntad para decidirse en los planteos. En el ping pong final perdió una pieza, y Bensadón venció luego de la suspensión. Maderna tiene un peón más que Lalich, PD Defensa Eslava. No obstante, el final era complicado, y Lalich consiguió mantener el equilibrio luego de la 62ª jugada, en que se declaró tablas. Grau suspendió frente a Pilnik en posición ganadora, PD Defensa India del Oeste. Grau ganó calidad, y se impuso en la jugada 46ª.

Muy equilibrada fue Cámara – Bolbochán, PD Defensa Bogoljuboff. Posteriormente Cámara no jugó bien, y al suspenderse Bolbochán tenía clara ventaja, que impuso en la movida 51ª. Villegas jugó mejor que Puiggrós, PR Defensa Francesa, mereciendo el triunfo por la serie de sutilizas técnicas que realizó en el planteo y el medio juego. Pero al finalizar la primera sesión incurrió en algunas debilidades, lo que bastó para que Puiggrós nivelara estratégicamente la partida. Luego de un largo final, se declaró tablas en la jugada 80ª.  [Roberto Grau, La Nación, lunes 26 y martes 27 de setiembre de 1938]

Las notas de Guimard en El Litoral, 2 de octubre de 1938
Las notas de Guimard en El Litoral, 2 de octubre de 1938

7ª rueda, Club Español, 27 de setiembre

La nueva victoria de Guimard, que sigue cómodamente en su situación de puntero, y las derrotas de Puiggrós y Fenoglio, fueron las notas centrales de esta rueda. Las partidas fueron tenazmente disputadas, pues Molina dio un serio trabajo al campeón en el planteo y medio juego, para deshacer su esfuerzo inicial a raíz de algunas jugadas precipitadas efectuadas ante el apremio del tiempo, y Guimard se impuso por contraataque en la 38ª jugada. Benko jugó igualmente bien ante Grau, PR Defensa Siciliana, y este debió trabajar intensamente para suspender con un peón de ventaja, pero en una situación de difícil pronóstico. Finalmente Grau se impuso en la jugada 55ª. Ojeda fue batido por Villegas, en una partida complicada. Villegas quedó mejor en la partida, pero luego se enredó la posición, para suspenderse el juego en una posición muy desfavorable para el veterano maestro. Sin embargo, Villegas venció tras un grueso error de Ojeda.

Más enérgica fue la partida de Carballo contra Puiggrós, que el primero se adjudicó en notable forma luego de ataques y contraataques, así como la victoria de Bolbochán sobre Fenoglio, PR Defensa Caro-Kann, por medio de un ataque sobre el enroque, que suscitó elogiosos comentarios. Nogués produjo una excelente partida frente al campeón de Bahía Blanca, Lalich, y decidió el juego por ataque mediante un sacrificio de calidad. Equilibrada fue Iliesco – Falcón, PD Defensa Eslava, equivocándose las negras poco antes de clausurarse la sesión y decidiéndose el juego en favor de Iliesco. Complicada fue la partida que Corte le ganó a Gerschman, venciendo el primero luego de superar exitosamente el apremio del reloj.

Contra todas las versiones, Pilnik se presentó a jugar con Palau, lo que fue elogiosamente comentado ya que indica su propósito de seguir en el torneo. El juego comenzó con PD, y Palau, mediante una variante teórica ganó un peón y luego la partida, en correcto estilo. Maderna – Cámara fue equilibrada, y de común acuerdo se declaró tablas poco antes de la suspensión. Amplia ventaja logró Bensadón en su partida con Passero, ganando un peón y quedando con posición muy cómoda. Pero luego no siguió con la misma energía, y el ajedrecista santafesino recobró el material y suspendió en posición equilibrada. La lucha continuó anoche y se definió en tablas. [Roberto Grau, La Nación, 29 de setiembre de 1938]

Al comenzar la 8ª ronda del Torneo Mayor, Guimard y Grau luchaban por la punta, y las posiciones eran las siguientes:

Tabla de resultados después de la ronda 7
Tabla de resultados Torneo Mayor 1938 después de la ronda 7
Related posts
crónicas y novedadesTorneos

Goryachkina logra igualar el match en la última partida

Crónicas de MorgadoTorneos

Ju Wenjun gana un punto crucial a falta de dos partidas

crónicas y novedadesTorneos

Ju Wenjun gana la dramática novena partida y nuevamente hay equilibrio en el mundial femenino

Ajedrez y culturaBiografíasHistoriaLibros

Stefan Zweig, una vida de novela, una "Novela de Ajedrez"

Sign up for our Newsletter and
stay informed
[mc4wp_form id="14"]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *